Astrónomos identificaron misteriosa señal en una galaxia lejana que se repite como el latido de un corazón

Astrónomos del Instituto Tecnológico de Massachusetts, en colaboración con otros centros de investigación, detectaron la señal FRB 20191221A. El hallazgo y su denominación técnica podrían pasar desapercibidos, aunque se trata de un descubrimiento relevante, en función de las siguientes variables.

  •     La señal de radio proviene de una galaxia a miles de millones de años luz de la Tierra.
  •     Es la FRB (sigla de “ráfaga de radio rápida”) de mayor duración y con el patrón periódico más claro jamás descubierto.
  •     De origen desconocido, “late” con una regularidad que ha sorprendido a los científicos.

Según explican los investigadores del MIT en un estudio publicado en la revista Nature, las FRB habitualmente duran milisegundos. Sin embargo, esta señal persiste hasta tres segundos, multiplicando por 1.000 la media de otras de su especie.Una señal de radio detectada en una galaxia lejana: los detalles del hallazgo

El equipo de investigadores indicó que las ráfagas de ondas de radio de esta extraña FRB se repiten cada 0.2 segundos en un patrón que es periódico. Al respecto, comentaron que es similar al latido de un corazón.

El origen de la señal es un misterio para el grupo de científicos, aunque se estima que podría provenir de un púlsar de radio o de un magnetar, núcleos colapsados y denssos de estrellas gigantes que giran a gran velocidad.

“No hay muchas cosas en el universo que emitan señales estrictamente periódicas. Los ejemplos que conocemos en nuestra propia galaxia son los púlsares de radio y los magnetares, que giran y producen una emisión similar a la de un faro”, dijo una de las autoras del estudio, Daniele Michilli.Señales en el universo: los antecedentes y la relevancia del radiotelescopio CHIME

A fines de 2019, el radiotelescopio del Experimento Canadiense de Mapeo de la Intensidad del Hidrógeno (CHIME) detectó una señal que potencialmente era un FRB.

Según señaló Michelli, se trataba de una señal inusual por su duración que emitiría sonidos como “pum, pum, pum” similares a los del latido de un corazón.

Respecto a la nueva señal detectada, los investigadores notan que parece ser 1 millón de veces más brillante y que su fuente está rodeada de una nube de plasma con mucha actividad.

“El CHIME detectó muchas FRB con diferentes propiedades. Vimos algunas que viven dentro de nubes que son muy turbulentas, mientras que otras parecen estar en ambientes limpios. Por las propiedades de esta nueva señal, podemos decir que alrededor de esta fuente hay una nube de plasma que debe ser extremadamente turbulenta”, añadió la investigadora del MIT.La señal podría usarse como un reloj astrofísico

De acuerdo a Business Insider, los científicos del instituto estadounidense seguirán evaluando los detalles de su hallazgo y esperan detectar más señales periódicas que provengan de esa fuente.

Según señalaron, por su periodicidad, esos latidos podrían usarse como un “reloj astrofísico”. Se estima que, por ejemplo, serviría para medir la velocidad con la que se expande el universo en función de cómo cambian las señales a medida que se alejan de la Tierra. /TN

Compartir

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.